Alto directivo del hospital de Angol envía crudo mail sobre crisis en éste

Describe serios problemas y plantea trabajo mancomunado para superarlos;  fue enviado a jefaturas del hospital y del Servicio de Salud, planteando con transparencia su preocupación por la falta de insumos, el estrés en los funcionarios y por la normalización del nuevo centro asistencial.

ANGOL.- Su preocupación por la carencia de insumos, la falta de claridad respecto a la normalización del nuevo hospital y el estrés laboral de los funcionarios a causa de estas complejas situaciones, describió un alto directivo médico del centro asistencial angolino a través de un largo correo electrónico de alta transparencia e, incluso, de emotiva honestidad que dirigió a sus pares y jefaturas del Servicio de Salud Araucanía Norte, Ssan.

La comunicación, donde describe detalladamente dichos problemas y donde propone trabajar unidos, fue enviada el 12 de diciembre, a las 23.08 horas, vía correo electrónico al director del Ssan, Ernesto Yáñez; al subdirector administrativo del Ssan, Mario Muñoz; a la subdirectora médico del Ssan, María Soledad González, y otros directivos del Servicio, como Nelson Duguet, Gustavo Villarroel, Alejandro Contreras y Alejandro Manríquez. También hizo llegar copia al director (s) del Hospital, Juan Carlos Del Río, y a Felipe Pérez, Jorge Montes, Paula Anabalón y Carlos Fernández.

Explicó en la misiva que el 12 de diciembre, por primera vez desde que ocupa su cargo, debieron suspender los pabellones por no contar con anestesia ni placas de electrobisturí, “dejando sólo lo poco que nos queda reservado para urgencias”. Dijo que el Servicio de Abastecimiento del Hospital ha debido negociar con sus proveedores liberaciones de órdenes de compra y autorizaciones de compra sin orden, incluso, llegando “a comprar en el mercado de Angol” haciendo uso de la caja chica, “para mantener la continuidad mínima de funcionamiento de la institución, que hoy hizo crisis”, haciendo un “esfuerzo sobrehumano”.

PRESTADO

Sostuvo que han debido salir a otros hospitales de la provincia a pedir prestado insumos, muchos de los cuales “jamás se han podido devolver”. Agrega que han mantenido silencio ante denuncias públicas “por lealtad a nuestros superiores”; lo anterior pese a que “se está corriendo un riesgo sanitario por nuestro actuar”.

Destacó que a esa realidad descrita, se suma la incertidumbre respecto de la situación del director del Ssan (Ernesto Yáñez, denunciado por acoso sexual) y también al retraso en la llegada del nuevo director del hospital; a las modificaciones del organigrama, lo que detonó en “una crisis interna en varios servicios”. Se refiere a la realidad financiera, a la “presión gremial por los sumarios administrativos (que están pendientes) que tienen a la abogada del hospital “atiborrada de carpetas y archivos redactando dictámenes”.

PREPARACION

Este alto directivo médico también planteó su preocupación por el proyecto de Normalización en el nuevo hospital, asegurando que tanto los directivos y jefes de servicios no han recibido la información ni la preparación adecuada desde el Ministerio para llevarlo adelante, señalando que “desde Santiago nos dicen un montón de información muy relevante, la cual no manejábamos y que claramente afecta el proyecto”. Indicó que el no tener participación en estas decisiones “a mí en lo personal y creo a mis colegas, nos tienen con un estrés laboral severo y un desánimo inmenso, porque no somos considerados para nada y somos la primera barrera de los funcionarios y usuarios descontentos o con problemas”.

Llamó a mejorar las cosas, indicando que se “trata de un deber moral y por último por sanidad mental nuestra”. Finaliza diciendo que queda atento a trabajar mancomunadamente, “pero con un lineamiento claro, hablando todos el mismo idioma, enfocando las prioridades en lo importante que es la gestión clínica y el giro del servicio”.

REAFIRMACIÓN

Si bien este correo electrónico enviado por un alto directivo médico del hospital no estaba destinado a la prensa, de todas formas fue hecho llegar a Malleco7 por otras personas, dándole este medio cobertura periodística porque su crudo texto da cuenta de un tema de alto interés público para la población de la parte de norte de esta provincia, la cual ha sido testigo todo el 2019 de los severos problemas que afectan al hospital local.

Este mail viene a reafirmar las denuncias que durante todo el año efectuaron los gremios del hospital de Angol, y es concordante con la situación de la mayoría de los hospitales público del país, donde se batalla a diario con la falta de insumos, equipamientos y recursos para dar una adecuada atención a la mayoría de la población que acude a los mismos.

Malleco7 efectuó gestiones con el Departamento de Comunicaciones del hospital de Angol para conocer el parecer de sus autoridades frente al mail descrito, sin embargo, no hubo respuesta respecto del contenido vertido en este documento.