El decreto municipal establece este periodo preventivo entre este lunes 23 y el domingo 5 de abril. Determina el cierre total de municipio, refuerza el llamando a cerrar gran parte del comercio y establece un horario límite para los negocios que comercializan productos de primera necesidad.

Una cuarenta comunal hasta el 5 de abril decretó este lunes la municipalidad de Angol, “debiéndose cumplir el aislamiento social preventivo”, señala el decreto.

Si bien el documento no obliga a cerrar el comercio, sí es una potente señal en ese sentido, más después que esto fue conversado y acordado con los comerciantes, y considerando que la Cámara de Comercio efectuó un llamado  a sus asociados a cerrar sus negocios en forma preventiva.

En la misma línea, esta cuarentena si bien no obliga a que la gente permanezca en sus casas, si viene nuevamente a reforzar el insistente llamado a que las personas tomen esta determinación para reforzar el “aislamiento social preventivo” como una manera de prevenir el contagio de Coronavirus.

El documento señala que a partir de las 8 de horas de este lunes 23 “se sugiere el cierre total de todo el comercio y rubros asociados a pub, bares, restaurantes, discoteques, centro de eventos y botillería; tiendas cuyos productos de comercialización no sean de primera necesidad”.

Además agrega que “se sugiere en el caso de locales de abastecimiento de alimentos e insumos básicos, como  pequeños almacenes y supermercados se den las condiciones para el normal abastecimiento de la población, evitando aglomeraciones de personas en lugares cerrados”.

El decreto también señala que “se deja a criterio de cada locatario el horario de funcionamiento, ya sea parcelado o como horario extendido y como máximo de atención a las 18 horas”.

Las farmacias y establecimientos de combustibles quedarán exentos de este tipo de restricciones en la medida que den las condiciones para el normal trabajo de su personal.

Al final del documento se señala que el municipio ha decretado el cierre total para atención de usuarios como medida de prevención absoluta para esta cuarentena comunal.

El decreto está firmado por el alcalde Enrique Neira y por el secretario municipal, Mario Barragán.