El uniformado debió ser llevado al hospital de la ciudad de Victoria.

Un cabo primero de Carabineros fue atacado con un disparo de escopeta la noche de este sábado, cuando llegaba a la Subcomisaría de Ercilla, la cual ha sido blanco de varios ataques en los últimos meses.

Los hechos ocurrieron faltando pocos minutos para las 21 horas, y el uniformado herido, quien trabaja en la unidad de la Fuerza Especiales de Pailahueque, tuvo que ser derivado al hospital de Victoria.

El carabinero fue atacado con un disparo de escopeta por sujetos que se movilizaban en una camioneta, quienes luego de efectuado este disparo huyeron hacia el poniente del radio urbano de Ercilla.

El uniformado resultó herido con perdigones en su abdomen y está fuera de riesgo vital.