Familia vive tragedia por bestial agresión que cegó a vecino

Víctima está más afectada aún al no hallarse a autores y al no poder trabajar para sustentar a hijas. Familia prepara un gran bingo solidario, que se efectuará el sábado 20 de julio en el gimnasio del Liceo Comercial.

ANGOL.- La demencial agresión al técnico eléctrico angolino Carlos Rojas Rojas, a quienes sujetos le cegaron con una botella el único ojo con el que veía, dejó a esta persona muy mal anímicamente, pero también lo ha golpeado en lo económico al no poder trabajar para sustentar a sus dos hijas pequeñas y para costear sus viajes por temas médicos a Santiago, por lo que sus cercanos han organizado completadas y preparan un gran bingo solidario para el sábado  20 de julio, en el gimnasio del Liceo Comercial Armando Bravo Bravo.

LA AGRESIÓN

Carlos Rojas Rojas fue agredido por tres sujetos la mañana del sábado 1 de junio en la calle Freire, cuando volvía a su hogar en el sector Coñuñuco, el mismo día que cumplió 36 años; los agresores le dañaron con una botella el único ojo con el que veía, luego que hace años perdiera la visión del otro en un accidente vehicular. Según contaron familiares de la víctima, los agresores sabían que esta persona veía con un solo ojo y con maldad le dañaron especialmente este órgano.

Este vecino quedó muy mal anímicamente con esta criminal agresión, situación que ha empeorado porque todavía la Policía de Investigaciones, PDI, no da con los autores y porque no puede trabajar para sustentar a sus dos hijas de 7 y 10 años y  para costear los viajes que ha tenido que efectuar acompañado a Santiago donde está recibiendo atención médica, a Temuco para gestionar el tema de su pensión y otros traslados que tiene que hacer en Angol, y también para una prótesis que requerirá.

“Mi hermano ya de hecho perdió la vista y su ojito no tiene remedio, él va perder completamente todo, por eso se necesitan recursos porque viene una prótesis para él, que es algo estético, no es algo para que vea, fuera de eso vienen los gastos de sus dos hijas, él tiene que seguir manteniéndolas”, dijo su hermana Yessenia Rojas.

 

FAMILIA AFECTADA

Esta vecina agrega que toda su familia está afectada por el daño que recibió su hermano y en especial él porque ha pasado un mes y todavía no aparecen los autores de la demencial agresión, agregando que la condición de Carlos Rojas Rojas empeora al no hacerse justicia.

“El siente que es injusta la vida para él, que lo que hicieron no tiene perdón, que como nadie vio nada, nadie escuchó, alguien tiene que saber y yo le pido a esas personas que sepan algo que se acerquen a la Fiscalía o a la Policía, por favor, porque necesitamos cualquier pista de lo que pasó con mi hermano ese día, porque él tiene familia, él no es una persona mala, atrás de él están sus hijas, nosotros y sus papás que están destruidos”, agregó su hermana.

Por último, Yessenia Rojas dijo esperar que la policía logre dar con el paradero de los agresores de su hermano, para que este delito no quede en la impunidad, porque esto sería una muy mala señal para toda la comunidad.